LOS DERECHOS DE LOS NIÑOS EN LA CONVENCION INTERNACIONAL DE LOS DERECHOS DEL NIÑO. PRESENCIA DE ELLOS EN LA LITERATURA INFANTIL.

Autores: Bragone, Fernanda  [1] – Castellano, Virginia [2] – Silvestre, Norma O.

Trabajo desarrollado dentro del contexto del Proyecto “Lectores para la Justicia”, acreditado por el Programa Universidad de Buenos Aires Ciencia y Técnica (UBACYT) 2012-2014).

Publicado en: “Derecho de Familia. Revista Interdisciplinaria de Doctrina y Jurisprudencia” N° 70, Julio 2015. Ed. Ebeledo-Perrot

1.- Antecedentes

Lectores para la Justicia es un proyecto educativo y cultural nacido en la Facultad de Derecho de la UBA, que persigue como objetivo particular  investigar las articulaciones entre Lectura, Literatura y Justicia, y como finalidad amplia el apoyo a la educación en general, promoviendo la lectura.

Aún existiendo las nuevas tecnologías  y su fantástica contribución a la transmisión de información, el supuesto indispensable para la educación es que las personas  estén en condiciones de leer  [3].

Una de las líneas de investigación , a partir de lo estatuído en el art. 17 de la Convención Internacional de Derecho del Niño (C.I.D.N) en cuanto consagra  a estos como beneficiarios  de ¨el derecho a la lectura a través del fomento y difusión de libros  con el fin de tener los niños acceso a la información y lograr su  bienestar social, espiritual y moral y su salud física y mental¨,  se  propuso indagar si  en la literatura infantil -género cuento  para la etapa escolar primaria-  existe un verdadero acceso de los niños  al conocimiento e información en los términos del mencionado art. 17. En el presente trabajo se hacen conocer los resultados obtenidos hasta la fecha.

Para un acabado desarrollo de la doctrina de la protección integral de la infancia y de procurar la eficacia y efectividad de los derechos consagrados en la CIDN, es necesario profundizar la conceptualización del niño sujeto de derecho y reflexionar sobre el niño/adolescente, y sus relaciones en el ámbito público y en el privado. Este pensar deberá realizarse procurando un cambio profundo en la mirada, e instalar un nuevo abordaje socio-jurídico de la infancia-adolescencia en el cual los niños no serán considerados ni menores, ni incapaces, ni carentes, sino  personas totales, seres humanos completos y respetados, poseedores de un conjunto de recursos y potencialidades y titulares de derechos civiles, políticos, económicos, sociales y culturales. [4]

Para esta investigación se partió de algunos conceptos clave, como son la lectura, la Literatura Infantil, la Justicia y los derechos reconocidos a los niños en la Convención, con los significados que seguidamente se exponen de estos conceptos

El derecho a la lectura mentado en el art. 17 de la Convención, adquirió raigambre constitucional al estar ésta última incorporada a la Ley Suprema a través del art. 75, y porque consideramos que ¨Leer¨ es un acto cultural, de transmisión,  es uno de los actos esenciales del ser humano” [5]

Debemos tener presente que la lectura no sólo requiere de una alfabetización que permita decodificar signos (según la definición de Saussure), [6] sino que es una capacidad más amplia que implica poder leer el mundo [7], encontrarle sentido[8] . Es participar de un acto cultural y aprender a leer lo que no está [9].

Las políticas educativas específicas deben garantizar el derecho a leer, ya que “el derecho a la literatura…, la cultura y el arte no son simple añadido… sino algo que reactiva la ensoñación, el pensamiento y la disposición inventiva. Algo que uno se apropia…, que debería estar a disposición de todos… para darle sentido a su vida y simbolizar su experiencia¨.[10]

Ana María Machado destaca que, a lo largo de la historia, la humanidad se ha encargado de transmitir y ser guardiana de la palabra escrita. Y lo plantea en términos de cumplir con un acto de justicia, “hacer que el legado al que todos tenemos derecho pudiera realmente alcanzar a todos nosotros”… Expresa la autora que por mucho tiempo la lectura  sólo se transmitía a los “bien nacidos”,  y recién con el Iluminismo y con el crecimiento de una idea democrática, es que se extiende esa búsqueda del texto para todos [11]

“No todos los libros hablan a todos los lectores, y no todas las lecturas de un mismo texto dicen las mismas cosas… todos los días, a toda hora, pasan mensajes frente a nuestra ventana. No tienen una dirección única… Son libros. Podemos agarrarlos o no. Podemos pensar, a veces erróneamente, que no son para nosotros… tomarlos es una elección de cada uno” (17). [12]

En relación al concepto de Literatura Infantil (LI), se tuvo presente que en la sociedad actual se producen gran cantidad de libros dedicados al mundo infantil algunos de los cuales tienden a sostener una mirada sobre la infancia entendiéndola como objeto de consumo  [13] , en tanto que otros tienen finalidad pedagógica, por ejemplo: enseñar a los niños a realizar acciones (tales como lavarse los dientes).

Sin embargo, a los efectos de esta investigación más allá de las publicidades y la conveniencia del mercado editorial, se ha seguido el concepto de LI entendida como una literatura que es interrogación del mundo, que tiene intensidad y que es hecha por un autor adulto,  pero pensada para un lector niño/niña [14].

Para el concepto de  Justicia,  se partió de la noción de ¨justicia social¨, definida por la Corte Suprema de Justicia de la Nación como: ¨….la actividad intersubjetiva de los miembros de la comunidad y los recursos con que ésta cuenta con vistas a lograr que todos y cada uno de sus miembros participen de los bienes materiales y espirituales de la civilización; es la justicia por medio de la cual se consigue o se tiende a alcanzar el ¨bienestar¨, esto es ¨las condiciones de vida mediante las cuales es posible a la persona humana desarrollarse conforme con su excelsa dignidad”[15] ..

En una sociedad democrática cada ciudadano tiene el derecho de acceder a las mismas oportunidades. Así todos merecen entrar en contacto con buenos libros desde la más tierna edad, descubrir el placer de la lectura literaria y saber cómo llegar a dichos textos cuando quieran [16] .

Respecto de Los derechos reconocidos a los niños en la CIDN,  la importancia de verificar su existencia  o no y su forma de presentación  en la LI, radica en que  se considera una responsabilidad social el reconocimiento, respeto y realización por el Estado Nacional y por cada persona adulta, de los derechos de los niños y adolescentes receptados en la Convención, ya que la finalidad de ésta es  reparar la desventaja en que se encuentran muchos niños que no reciben la debida protección [17]

En resumen, el objetivo de la investigación es detectar cómo son expresados esos derechos en el mundo de la LI, descubrir cómo aparecen, si están  ubicados en una realidad concreta,  en el contexto social histórico y económico pertinente, si hay presencia de temáticas complejas , o si por el contrario  solo se escriben historias con finalidad meramente pedagógica, ó siguiendo las directivas propuestas por el  mercado editorial que  considera al niño un  objeto de consumo.

La  pertinencia de la investigación sobre la presencia en la LI de los derechos reconocidos a los niños en la CIDN , se  enmarca  dentro de un desarrollo social equitativo que favorezca la construcción de sociedades más democráticas, justas y pacíficas. Se considera a la CIDN como una excelente síntesis de normas provenientes de instrumentos de derechos humanos de carácter general. Los derechos de los niños son derechos humanos. La convención reafirma el reconocimiento de los niños como personas humanas y por ello es un instrumento contra la discriminación y a favor de igual respeto y protección de los derechos de todas las personas. Por eso su cumplimiento es una exigencia de la justicia [18]

2.-  Corpus de la investigación

El corpus de análisis se  ajustó a los siguientes parámetros:

-Obras de autores argentinos

-Editados por primera vez entre los años 2009 y 2013

-Género narrativo, específicamente cuento.  La selección de este género obedece a que  brinda mayores elementos para ser analizados y es de  fácil acceso a los pequeños lectores. Dentro de la narrativa, elegimos cuento y no novela, dado que es más frecuente por la concisión que implica, y más adecuado para niños, en esta edad iniciática de la lectura.

-Libros álbum

– Obras destinadas a niños y niñas en edad de asistir a educación inicial y primaria. Se optó por este recorte porque  la LI es más específica que la Literatura Infanto Juvenil LIJ y con características más definidas, ya que el “joven-adulto”, si bien es menor (13 a 18) va acercando sus intereses literarios a los del adulto (lectura general). La niñez, por su parte, es la etapa en que el niño aprende a leer y, en consecuencia, es interesante observar y reflexionar sobre cómo los adultos (autores) construyen sus obras (iniciáticas de la habilidad lectora).

La inclusión de los libros álbum tiene que ver con la diferencia en el modo de leer este tipo de libros, ya que incluye la lectura de imágenes y de texto en forma simultánea, lo que obliga al lector a construir la historia a partir de dos lenguajes. A su vez los libros álbum tienen la particularidad de tener un recorrido propio y específico, ya que en muchos de ellos es necesario ir y volver a través de sus páginas varias veces para descubrir peculiaridades de la narración propias de este lenguaje.

3.- Los  Ejes de análisis

El objeto de análisis en las obras relevadas giró alrededor de los siguientes ejes:

1     La inclusión de los derechos reconocidos en la CIDN.

2     La presencia de temáticas complejas.

3     La inclusión de contextos socioculturales, económicos y políticos diversos en la trama narrativa y las representaciones de la infancia que surgen de ellos.

4.-  Desarrollo de la investigación

En la primera etapa de la investigación, con fin de normativizar las miradas sobre las obras y utilizar una metodología unificada, se elaboró una grilla para encontrar y consignar   en cada una de las obras la  presencia de los siguientes ítems:

-Escenas concretas que aluden a temas de derecho de los niños

– La existencia de personajes encarnando valores estereotipados

-Trama argumental basada en algún derecho

-Tipo de lenguaje utilizado por el autor

-Temáticas ocultas/presentes en la narración

Se presentaron dificultados en la elección del material de estudio, puesto que este se encuentra clasificado en bibliotecas y librerías de diferentes formas: por edades, por género, etc., pero sin tener en cuenta el contenido o tema tratado. Ello obligó a una lectura de  material diverso, en el que una vez constatada la ausencia en la trama argumental de situaciones vinculadas a los derechos de los niños, debió ser desechado.

En la segunda etapa, se leyeron  y ficharon  más de 100 obras que prima facie se correspondían con el corpus de la investigación, pero en la realidad solo un tercio de ellas alude a derechos de los niños, ya sea en forma directa o indirecta.

La lectura exhaustiva del material elegido llevó también a una modificación del marco teórico en lo que se refiere a los  derechos específicos sobre los cuales trabajar. En el comienzo de la investigación el objeto de estudio se limitó a solo dos de los derechos reconocidos en CIDN,  los del art 2.2., ¨Protección contra toda forma de discriminación o castigo por causa de la condición, las actividades, las opiniones expresadas o las creencias de  sus padres o sus tutores o de su familiares¨ y  los del art. 3.2. , ¨Asegurar la protección y cuidado que sean necesarios para su bienestar¨, ya que se presuponía la existencia de gran cantidad de obras con trama argumental basada en los mismos. Posteriormente ante la comprobación del escaso material específico, se decidió la ampliación de la investigación abarcando la existencia de cualquiera de los derechos   reconocidos.

Es así que en las  25 obras investigadas, aparece la siguiente cuantificación:

Art. 3.2 CIDN,  DERECHO A LA PROTECCION Y CUIDADOS: 7 (siete)

Art. 7 y 8 CIDN, DERECHO A LA IDENTIDAD: 7 (siete)

Art. 9 y 22 CIDN, DERECHO A NO SER SEPARADO DE SUS PADRES Y FAMILIA: 4 (cuatro)

Art. 4 CIDN, DERECHO A LA INFORMACION ACERCA DEL PARADERO DE SUS PADRES: 1 (uno)

Art. 28 y 29 CIDN, DERECHO A LA EDUCACION: 3 (tres)

Art. 30 CIDN, DERECHO A TENER SU PROPIA VIDA CULTURAL: 10 (diez)

Art. 31 CIDN, DERECHO AL DESCANSO, JUEGOS Y ESPARCIMIENTO: 2 (dos)

Art. 14 y 30 CIDN,  DERECHO A LA LIBERTAD DE PENSAMIENTO, CONCIENCIA DE RELIGION, A PROFESAR SU PROPIA RELIGION: 5 (cinco)

Art. 17 CIDN,  DERECHO A LA INFORMACION DE DIVERSAS FUENTES QUE TENGAN POR FINALIDAD PROMOVER SU BIENESTAR SOCIAL, ESPIRITUAL Y MORAL, SALUD FISICA Y MENTAL : 4 (cuatro)

Art. 19,32 y 34 CIDN, DERECHO A SER PROTEGIDO CONTRA TODO ABUSO FISICO, MENTAL Y MALOS TRATOS CONTRA LA EXPLOTACION: 4 (cuatro)

Art. 2.2 CIDN, DERECHO A SER PROTEGIDO CONTRA TODA FORMA DE DISCRIMINACION: 6 (seis)

Art. 16  CIDN, DERECHO A LA INTIMIDAD PROPIA Y DE SU FAMILIA: 1 (uno)

Art. 18 y 20 CIDN, DERECHO A LAS INSTALACIONES Y SERVICIOS PARA EL CUIDADO DE  NIÑOS: 1 Uno)

Art. 6 CIDN, DERECHO A LA VIDA: 3 (tres)

Art. 30 CIDN, DERECHO A LA PERTENENCIA A MINORIAS ETNICAS, RELIGIOSAS O LINGUISTICAS: 2 (dos)

Art 37 CIDN, DERECHO A QUE NINGUN NIÑO SEA SOMETIDO A TORTURAS, PENAS CRUELES E INHUMANAS: 1 (uno)

Art. 37 (B) CIDN. DERECHO A NO SER PRIVADO DE SU LIBERTAD ILEGAL O ARBITRARIAMENTE: 1 (uno)

Art. 12 y 13 CIDN, DERECHO A EXPRESAR SU OPINION LIBREMENTE: 4 (cuatro)

Art. 27 (3) CIDN, EL ESTADO DEBE GARANTIZAR A LOS PADRES LAS CONDICIONES DE VIDA  ADECUADAS PARA EL DESARROLLO DEL NIÑO: 1 (uno)

5.- Primeras conclusiones

1) Del universo analizado -100 obras-, se concluyó  que el 30% de ellasmuestran al niño un mundo no idealizado, con todas las problemáticas existentes en la vida, (diferencias sociales, económicas, culturales, malos tratos, pobreza); que se abordan temáticas complejas como la identidad cultural, el derecho a una vivienda,  el derecho al estudio y a expresar sus ideas libremente. Se abordan los derechos humanos, la identidad cultural  y se reflexiona sobre las ideas de  paz e igualdad a través del objeto libro como puente entre generaciones.

En varios libros los personajes  son protagonistas y están situados en un contexto histórico concreto (como es la situación de niños apropiados durante la dictadura militar). En otros, aparece un pueblo afectado por la inundación y se hace hincapié  en la conducta omisiva de los gobernantes para paliar esa situación; ó se sitúa al lector frente a la situación de la esclavitud en los EEUU en la década de  1950. También se reflexiona sobre la tortura, la muerte y el rol de la mujer en determinadas culturas; se prioriza el honor ante el derecho a la vida, la falta de elección y de educación.

Todos estos temas y tramas argumentales eran impensables en otras épocas para textos infantiles; trataban de ocultarse ya que los niños no eran considerados capaces para entender esos textos.

2) Las diferentes temáticas aparecen tratadas en general sin juicios de valor y con lenguaje accesible.

3) Respecto de  cuál es la  visión de la infancia reflejada en la LI, se debe tener presente que a partir  de los cambios sociales que se fueron desarrollando sobre todo desde la segunda mitad del siglo XX, la mirada se modificó, viéndose ello reflejado en la literatura destinada a este llamado “nuevo niño”, al que muchos autores  respetan como ¨lectores¨.

En este sentido destacamos negativamente la década del 90 porque la visión mercantilista que se instaló en esos años perjudicó a la cultura en general y en consecuencia a la LI.[19]

Afortunadamente esta visión se ha ido modificando en los últimos años, pese a que algunas editoriales ven en los niños a un nuevo y muy Interesante grupo consumidor. Sin embargo en el material comprendido en este recorte se observó que muchos libros  responden no sólo al interés de vender, sino que buscan algo más: formar lectores, ciudadanos críticos, que adquieran habilidades personales y sociales. Muchas editoriales buscan hacer producciones artísticas, desde lo estético, literario, conceptual, etc.

4) Los escritores de obras para niños en la escuela primaria, no persiguen intencionalmente a través de su escritura, ni con finalidad didáctica, ni de  concientización, ni de difusión, hacer conocer la existencia los derechos de la CIDN. La existencia de ellos aparece como parte de la trama narrativa. Excepción del libro ¨Quien soy¨,  con el que se persigue difundir los hechos ocurridos en la década del 70 y al mismo tiempo promover la búsqueda y restitución de la identidad de los nietos de hijos desaparecidos.

5) Otra conclusión relevada, es que las obras analizadas parecen estar destinadas, en su mayoría a lectores de clase media urbana, ya que las historias se sitúan en las grandes ciudades y con las actividades propias de esos centros habitacionales. Ello podría deberse  a que las editoriales elijen  a tales  consumidores.

6) Respecto a la pregunta sobre cuál de los derechos se encuentra más tratado, aparece el de tener la propia vida cultural. Ello significa un  reconocimiento del niño como merecedor de todos los bienes culturales, tanto en el aspecto individual y como parte del   colectivo social. Sin poder aseverarlo empíricamente, intuimos que tal vez se deba al momento histórico de ampliación del  acceso a los bienes culturales a través de políticas destinadas a este fin. También se encontraron en buena proporción  textos basados en el derecho a la libertad de pensamiento conciencia y religión, y a ser protegido contra todo abuso físico, mental y malos tratos (art. 37 CIDN). Obsérvese que en el cuento ¨La noche tan última¨, aparece el derecho a no ser sometido a tortura, penas crueles, inhumanas o degradantes.

7) Se refleja en las historias el  auge de la sociedad de información  mediante el  tratamiento del derecho a  la información y el derecho  a expresar sus opiniones libremente.

Para finalizar queremos destacar que en el ámbito del Derecho de Familia,  la ley 26.061 de Protección integral de los derechos de la niña, niño y adolescente, siguiendo los lineamientos de la Convención ,ratifica al niño como un sujeto con capacidad progresiva y con expresa posibilidad de ser escuchado en cualquier instancia de controversia que afecte directamente sus derechos, sosteniendo que tienen derecho a participar y expresar libremente su opinión en los asuntos que les conciernan y en aquéllos que tengan interés, y que sus opiniones sean tenidas en cuenta conforme a su madurez y desarrollo.

Tanta importancia se da a los derechos estatuídos en la Convención, que un juicio en que se discutió entre los progenitores  la tenencia de  2 hijos menores, el juez impuso como obligación a ambos padres que a la finalización de los encuentros fijados para las visitas, estos deberán permanecer en la Sala de Trabajo Social , por espacio de una hora y durante el espacio de  un mes,  para realizar la lectura de la Convención de los Derechos del Niño (art. 1 al 31), “Etica para Amador” de Fernando Savater y “El Principito” de Antonie de Saint Exupéry. Ello para la mayor comprensión del significado y reconocimiento de sus hijos menores como persona, la aceptación de sus necesidades y la defensa de los derechos de quien no puede ejercerlos por sí mismos, como forma de exigencia mínima de entendimiento de la crianza, educación y orientación de aquellos[20]

ANEXO: Listado de cuentos analizados

1.BOMBARA, Paula y SINGER, Irene. Manuel no es Superman. En quién soy? Relatos sobre identidad, nietos y reencuentros. Buenos Aires: Calibroscipio, 2013.

2. RIVERA, Iris y WERNICKE, María. ¿Sabés Athos? En ¿Quién soy? Op. cit.

3. ANDRUETTO, M. T. e ISTVANSCH. Los hermanos. En ¿Quién soy? Op. cit.

4. MENDEZ, Mario y BERNASCONI, Pablo. Querid Melli. En ¿Quién soy? Op. Cit:

5. SIEMENS, Sandra. La muralla. II. por Claudia Legnazzi. Buenos Aires: SM, 209.

6. CANELA. La silla de imaginar. II. por Daniel Roldan. Córdoba: Comunic-arte, 2011.

7. ANDRUETTO, María Teresa. La durmiente. II. por Istvansch. Buenos Aires: Alfaguara, 2010.

8. ISTVANSCH. Abel regala soles. Buenos Aires: SM, 2009.

9. BIRMAJER, Marcelo. Cicatrices. II. por Gustavo Aimar. BS. AS,Calibroscopio, 2012.

10. RIVERA, Iris. Maqueta. II. por Luciana Fernández. Buenos Aires: Calibroscopio, 2012.

11. VALENTINO, Esteban. Las dos ventanas. II. por Marina Aizen. Buenos Aires: Del Eclipse, 2012.

12. HUIDOBRO, Norma. El príncipe Vainilla y la princesa Chocolate. II. por Nancy Fiorini, Buenos Aires: Del Naranjo, 2012

13. GARCIA BAZTERRA, Lilia. Un sembrado de estrellas. Buenos Aires: Sigmar, 2009

14. COMINO, Sandra. Desde las gradas. II. por Eugenia Nobati. Cordoba: Comunic-arte, 2011.

15. ANDRUETTO, María Teresa. El país de Juan. II. por Gabriel Hernández. Buenos Aires: Aique, 2010.

16. SUKACZER, Verónica. Bomba. En La memoria de todos. II. por Virginia Gagey. Buenos Aires: Eleve, 2013.

17. SUKACZER, Verónica. La memoria de todos. En La memoria de todos. Op. cit.

18. SUKACZER, Verónica. La noche tan última. En La memoria de todos. Op. cit.

19. SUKACZER, Verónica. Todas las sombras son negras. En La memoria de todos. Op. cit.

20. SAAD, Emilio. El televisor que quería mirar. En El paraguas que hada llover: seis fabulas con objetos, animales y personas. II. por Cucho Cuño. Buenos Aires: Abran Cancha, 2012.

21. SILVESTRE, Sol. Secretos compartidos. En Puras mentiras. Buenos Aires: Lúdico Ediciones, 2012.

22. SILVESTRE, Sol. Palabra de honor. En Puras mentiras. Buenos Aires: Lúdico Ediciones, 2012.

23. MENDEZ, Mario. Historia de leyes y leyendas. En Gigantes. II. por Matías Grillo. Buenos Aires: Edelvives, 2011.

24. KESELMAN, Gabriela. Si tenés un papa mago… II. por Avi. Buenos Aires: SM, 2012.

25. SUKACZER, Verónica. El inventor de puertas. II. por Viviana Bilotti. Buenos Aires: Sigmar, 2009.

26. LARDONE, Lilia. El nombre de José. II. por Claudia Degliuomini. Buenos Aires: Edevives, 2010.


[1] Profesora Nacional de pintura.  Ilustradora. Ejerce la docencia en el área de plástica en escuelas de Ed. Especial desde 1997. Es tallerista del Plan Nacional de Lectura

 [2] Profesora en Historia. Bibliotecaria Escolar y Profesional. Se desempeña como Bibliotecaria y Profesora en escuelas secundarias del Partido de La Matanza (provincia de Bs. As.). 

[3] Machado ANA Maria ¨Derecho de ellos y deber nuestro. Literatura Infantil para que¨

[4] Minyersky, Nelly ¨El niño como sujeto de derecho¨, disponible en  www.econ.uba.ar

 [5]GIARDINELLI, Mempo. Volver a leer: para ser una nación de lectores. – 1a ed. 1a reimpr. – Buenos Aires: Edhasa, 2007.

 [6]SAUSSURE, Ferdinand de. Cours de linguistique générale. Paris, Payot, 1995

 [7] FREIRE, Paulo. Pedagogía del la autonomía.- Buenos Aires: Siglo XXI editores Argentina, 2005.

 [8] MONTES, Graciela. La gran ocasión. La escuela como sociedad de lectura. Buenos Aires, Plan Nacional de Lectura, Ministerio de Educación Ciencia y Tecnología, 2007 .

 [9] COLASANTI, Marina. Fragatas para tierras lejanas: conferencias sobre literatura. – Bogotá: Norma, 2004.

 [10]  PETIT, Michele. El arte de la lectura en tiempos de crisis. Editorial Océano México/ Barcelona, 2009.

[11] MACHADO, Ana María, Derecho de ellos y deber nuestro cit.

[12]COLASANTI, Marina. ob.. cit

 [13]COMINO, Sandra. Esto no es para vos. Reflexiones sobre el campo de la literatura Infantil y juvenil. Buenos Aires, La Bohemia, 2009.

 [14] LLUCH, Gemma. Cómo analizamos relatos infantiles y juveniles. – Bogotá, Norma, 2004.

 [15]CSJN, fallos T.332 P. 253; T 327 pág. 3753 y sus citas

 [16] Machado, Ana María …ob cit.

 [17]MONTES, Graciela ¿De qué hablamos cuando hablamos de derechos? Convención sobre los derechos del niño. Separata de la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina CTERA; Cámara Argentina del libro, CAL, y Fondo de las Naciones Unidas para la infancia UNICEF.

[18]CILLERO BRUÑOL, Miguel. ¨El interés superior del niño en el marco de la Convención internacional de los derechos del niño”, en Justicia y Derechos del niño, boletín Nº 1 www.unicef.cl. Fecha de consulta 28/08/13.

[19] (Ver al respecto  el trabajo de la  Dra. Sandra Carli  en: ¨Infancia, Cultura y Educación en las décadas del 80 y 90 en Argentina¨ disponible en: http://www.udesa.edu.ar/files/escedu/dt/dt15-carli.pdf ) “.. quien critica  la hiperpresencia del mercado que instala productos y bienes de diverso tipo propiciando tanto un nuevo paisaje cultural-comercial y a la vez saturando el paisaje imaginario infantil..

[20] Expte. Nº 1144/13 – “C. N. C./ P. C. S/ Urgente reintegro” – TRIBUNAL COLEGIADO DE FAMILIA N° 5 DE ROSARIO (SANTA FE) – 01/07/2014 (Sentencia firme) Publicado el 08/08/2014 Citar: elDial.com – AA8909